Destapan cartas para reactivar industria e impulsar agricultura

nota1En entrevista con Yamid Amat, director de Planeación habla de medidas de choque para los sectores.

Un plan de choque para reactivar la industria e impulsar el crecimiento de la agricultura prepara el Gobierno.

El anuncio lo hace el director de Planeación Nacional, Mauricio Santa María, en la siguiente entrevista en la que analiza las causas y los efectos del crecimiento del 4 por ciento logrado por la economía del país el año pasado, el cual acaba de revelar el Dane.

Según Santa María, “crecer un 4 por ciento en un entorno internacional en crisis, con Estados Unidos y la eurozona en crisis, con reducción de la inversión mundial y del comercio, de compras y de inversión, es una conquista excelente”. El crecimiento promedio del mundo el año pasado fue 3,2 por ciento, incluyendo a China y la India, y el crecimiento promedio de Latinoamérica también fue del 3 por ciento.

¿Pero nuestro crecimiento, basado en la minería, no desfigura la realidad?

No. El sector minero creció 5,9 por ciento, pero el resto de sectores, con excepción de la industria, crecieron: agricultura, al 2,6 por ciento; los servicios de electricidad, gas y agua, al 3,6 por ciento; construcción, al 3,7 por ciento; transporte, al 4 por ciento; comercio, al 4,1; servicios sociales, al 5 por ciento; sector financiero, al 5,5 por ciento y explotación de minas, al 5,9.

Este es un crecimiento de la oferta. ¿Y la demanda?

Este aspecto es de los más importantes. El consumo de los hogares creció 4,3 por ciento. Eso representa el 65 por ciento del PIB, y eso se debe a que el mercado está generando empleo y que el mayor empleo aumenta los ingresos para los hogares. Si el consumo de los hogares está fuerte, la economía está fuerte.

¿Cuál ha sido la evolución del ingreso de los hogares?

Entre el 2010 y el 2012 creció casi 8 por ciento; pero lo que nos llena de entusiasmo es que el ingreso de los hogares más pobres creció 12 por ciento y el de los más ricos, 6 por ciento. Es decir, este es un crecimiento que está favoreciendo la equidad, la generación de empleo e ingresos. Se está construyendo un país más justo.

¿En qué área concreta creció el consumo de los hogares?

Tanto en bienes durables como no durables. El consumo de bienes durables, como vivienda, vehículos, electrodomésticos, creció en forma importante. Los bienes durables crecieron 4,4 por ciento y los no durables, 3 por ciento.

¿Este año se superará esa cifra de crecimiento?

Creemos que sí. Tenemos una proyección de crecimiento para el año 2013 de 4,8 por ciento. Estamos empezando el año, pero ya hay datos de empleo, de consumo de energía y de algunos sectores en cuanto a su crecimiento de enero y febrero que nos permiten ver que la economía tendrá un buen crecimiento.

¿Por qué son tan importantes los índices de crecimiento?

Por sí solo no le dice mucho a la gente distinto a que la economía va bien, pero realmente lo que hace el crecimiento es generar empleo e ingresos para los hogares. Si la economía no crece, el desempleo se dispara y los hogares dejan de tener ingresos. Es decir, si a la economía le va bien y crece, a los hogares les va bien.

¿Qué crecimiento en empleo genera un punto de crecimiento de la economía?

Unos 200.000 empleos por cada punto.

¿Y en materia de ingreso de los hogares?

Puede ser incluso superior a un punto el crecimiento del ingreso de los hogares, y en la caída es peor. O sea, si las economías dejan de crecer, los ingresos de los hogares caen muy rápidamente.

¿La construcción, que tenía signos de recesión, reaccionó?

Sí. Dentro de la construcción hay un subsector llamado obras civiles que se comportó mucho mejor en el cuarto trimestre que en el tercero; eso quiere decir mayor inversión pública y privada en obras civiles, en carreteras, en puertos, en infraestructura. Esperamos que este año, 2013, en el que hay recursos para inversión pública como nunca antes se había visto, se comporte aún mejor. Hay más de 60 billones de pesos para inversión en infraestructura, vivienda, acueductos y sectores sociales, como educación y salud, que si se ejecutan bien le darán un gran impulso a la economía. Desde el punto de vista de la demanda, en el tercer trimestre el consumo público creció 6,5 por ciento, es decir, hubo un repunte importante.

 ¿En cuánto está la inversión respecto del PIB?

Un nivel muy cercano al 28 por ciento; es decir que de cada peso que produce Colombia, 28 centavos vienen de inversión. Esa es una señal de fortaleza muy grande de la economía. Mire: en el año 2000, ese indicador era de 9 por ciento, o sea, de cada 100 pesos tan solo 9 provenían de inversión. Ya estamos en el 28 por ciento, lo que muestra una economía sólida que da bases para esperar mayor crecimiento.

La industria tuvo un crecimiento negativo de -0,7%. ¿Por qué?

Fundamentalmente por el mal comportamiento de la economía mundial; los países desarrollados importan menos, invierten menos en el exterior. Sin duda, la industria y la agricultura, que son sectores transables, se vieron afectados por los vientos negativos de la economía externa; por eso el Gobierno está concentrado en que la industria y la agricultura recuperen su crecimiento positivo.

¿Le Preocupa el tema de la industria?

Sin duda, y este tema es una de las prioridades del Gobierno, que ha venido trabajando de cerca con los industriales.

Pero, ¿qué se va a hacer?

El Presidente lo va a anunciar pronto. La Presidencia, el Ministerio de Hacienda, el Ministerio de Industria, Planeación Nacional y otras entidades nacionales y regionales estamos preparando un plan de choque para reactivar la industria y evitar que la agricultura se desacelere. El Presidente anunciará pronto un paquete de medidas importante. Contendrá normas de corte transversal, de corte macroeconómico y de corte sectorial y específico. Lo estamos trabajando incluso con los mismos dirigentes industriales y con agricultores; hay unas mesas de trabajo que instaló el mismo presidente Santos, quien ha liderado este tema, que alista un paquete de medidas que permita recuperar el crecimiento de esos dos sectores.

¿Propuestas legislativas?

Medidas regulatorias y de apoyo a esos sectores.

Es decir, ¿se prepara un gran bloque de medidas sobre industria y agricultura?

En general, sí.

¿En qué tipo de medidas están pensando?

Las anunciará pronto el Presidente.

¿Son subsidios?

Los subsidios en estos casos tienden a no resolver los problemas estructurales, sino a dar alivios; a lo que apuntan las medidas es a solucionar los problemas de los sectores transables, como industria y agricultura, para darles más dinamismo.

¿Qué tanto han afectado los TLC a la industria colombiana?

Los TLC tienden a tener un impacto muy favorable sobre la industria porque abren mercados afuera, reducen costos, impulsan competitividad y eso ayuda a mitigar otros impactos.

Industriales, agricultores y exportadores se quejan de la caída del dólar.

¿Definitivamente el Gobierno perdió la pelea contra la revaluación?

No. Y vienen medidas también importantes. Ya estamos viendo una tasa más estable superior a los 1.800 pesos; eso es un primer paso. Falta por recorrer un camino importante; el Ministerio de Hacienda y el Banco de la República preparan medidas en ese sentido. Entendemos que la tasa de cambio impacta el crecimiento, el empleo y los ingresos de los hogares. Dentro del plan de choque habrá medidas en ese sentido que, estamos seguros, serán bien recibidas.

Ese plan de choque para reactivar la industria y la agricultura qué tipo de medidas incluye, en forma general…

Busca estimular y prevenir problemas que puedan venir del entorno internacional con medidas de carácter más estructurales, como el tema de la tasa de cambio; medidas que afecten los costos de producción en la industria y en la agricultura. El año 2013 tiene el presupuesto de inversión más grande de la historia de Colombia. Son 43 billones de pesos, casi 6 puntos del PIB en inversión pública nacional. Y además están las regalías de los años 2012, 2013 y un poco del 2014 para invertir. Eso son unos 15 billones de pesos para inversión en infraestructura, vivienda, acueductos y sectores sociales. Esta gigantesca inversión reactivará esos sectores. Es que el 40 por ciento del PIB industrial está relacionado con infraestructura, vivienda y acueductos porque esos sectores demandan cemento, vidrios, losa, muebles, electrodomésticos. Adicionalmente, el Gobierno Nacional es consciente de que para que esto salga bien se requiere un esfuerzo gigantesco en materia de ejecución tanto de la Nación como de las entidades territoriales.

¿El crecimiento del país de alguna manera contribuye a formalizar el empleo?

Desde agosto de 2010 hasta hoy se han generado más de 2 millones de empleos; por primera vez desde el año 94 está creciendo más el empleo formal que el informal. Entre el 2010 y 2012 el empleo formal creció 13 por ciento. Y el empleo informal, 5 por ciento.

¿Y en cuanto a la pobreza?

Entre 2010 y 2011 la pobreza cayó 3 puntos porcentuales; un millón doscientas mil personas salieron de la pobreza. En este momento estamos en el índice de pobreza por ingresos en 34 por ciento. De ese porcentaje, 10,6 por ciento corresponde a pobreza extrema. La meta del Gobierno es terminar el cuatrienio con un nivel inferior al 10 por ciento de pobreza extrema. Lo que se llama pobreza moderada empezamos en 37,2 por ciento de la población, vamos en 34 y la meta del Gobierno es llegar a 32.

¿Tenemos la amenaza de la enfermedad holandesa?

No, estamos lejos. Eso ocurre cuando el único sector que es relevante es el del boom y los demás prácticamente desaparecen. En Colombia, en cuanto a los sectores transables de la economía, vemos que la agricultura está creciendo a tasas positivas y la industria tiene niveles de producción importantes. Con las medidas que se tomarán para industria y agricultura, se recobrarán tasas positivas de crecimiento muy pronto.

Ya no hay freno a giro de regalías

Estamos cumpliendo el cambio de repartir regalías en el país. Hoy las reciben todos los departamentos y municipios. Departamentos más pobres, como Chocó, Cauca, Vichada, Nariño, que no recibían o recibían ‘chichiguas’, reciben 400.000 millones de pesos anuales para proyectos de desarrollo regional. Y lo más importante, por primera vez se giran los recursos contra un plan o un proyecto. Nos aseguramos de que los recursos se inviertan bien y veamos los resultados que no vimos con el antiguo esquema, que entregó más de 50 billones, entre 1995 y 2011.

¿Pero sí están girando?

La reforma empezó en mayo del 2012. Hasta hoy se aprobaron 2.100 proyectos por valor de $ 9 billones. De esos, 5 son del sistema de regalías y los otros 4 son cofinanciación del presupuesto nacional o del regional. De los 5 billones de regalías aprobados se han girado 3 y medio a cuentas de municipios, y este mes se gira lo que falta.

¿Y por qué se oyen aún tantas quejas de gobernadores y alcaldes?

Hubo en un momento, un cuello de botella creado por problemas que ya fueron superados, y se han girado 3 y medio billones de pesos adicionales para el ahorro y para los temas de alimentación escolar.

¿El cuello de botella que se presentó y que detuvo el giro de regalías ya se rompió?

Sí. Ya se está girando sin problema. Se ha girado para inversión 3 y medio; la platica ya no se queda en piscinas de olas.

FUENTE:EL TIEMPO
http://www.eltiempo.com/economia/negocios/yamid-amat-entrevista-a-mauricio-santa-mara_12709342-4
YAMID AMAT
ESPECIAL PARA EL TIEMPO